Paranormal Asylum: The Revenge of Typhoid Mary



Otra más de asilos encantados. La última fue Greystone Park/ The asylum tapes (2012), la fallida cinta de Sean Stone, hijo del célebre director de JFK o Asesinos natos. El desconocido Nimrod Zalmanowitz dirige, o más bien perpetra este bodrio capaz de aburrir a las piedras, con el cansino planteamiento de idiotas insoportables que graban en lugares encantados. Pero tranquilos, los momentos de found footage son contados, la mayoría está filmado de manera convencional, y aunque en un principio pueda parecer que la cosa es mejor de lo que parece  por una digna fotografía y alguna escena de interés, como los fantasmas en la vía del tren,  pronto nos daremos cuenta de lo equivocados que estábamos. Basado en un supuesto hecho real, esta historia de fantasmas y posesiones llega a dar risa. Y es que hay una línea muy delgada entre dar miedo y resultar ridículo -que se lo digan si no a la productora Asylum con sus producciones paranormales- y el director consigue lo segundo, gracias a unas interpretaciones de juzgado de guardia y unos efectos y sonidos estruendosos muy salchicheros. Eso, cuando no aburre, que es durante casi todo el metraje. Y para acabar, una pregunta… ¿Por qué la cámara graba a la poseída con los movimientos y distorsiones propios de un fantasma? Quizás yo no he entendido la peli, puede ser, ni ganas, ya he perdido hora y media en esta bazofia.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Traci Lords- Mi pornicio favorito. Episode 1

El cine porno alemán

Mamadas a ritmo loco: El cine de Antón Frames